martes, enero 14, 2014

Inferno

De vuelta a hacer de crítico literario (sin tener ni idea del tema). Este libro andaba por ahí en algún remoto lugar de mi conciencia, pero no le presté atención hasta hace poco tiempo. Aunque Dan Brown suele tener errores garrafales (como confundir bits con bytes) y quiere hacer pasar ficción como realidad (afirmando que todo lo del Código Da Vinci es cierto), hay que reconocerle que sabe cómo hilvanar una historia interesante. Así que considero perfectamente válido disfrutar sus novelas.
O sabía, porque me parece que Brown ha explotado demasiado el recurso "Langdon". Tengo que decir que Inferno no es una novela que me llame la atención especialmente. No encuentro en ella lo que encontré en sus novelas anteriores, es casi como leer la misma historia con los hechos cambiados y a pesar de algunos trucos literarios para crear intriga, Inferno no consigue atraparme. No hay ese sentido de la novedad, porque el método ya está explotado hasta la saciedad. No sé si es a causa de esto, pero las vueltas y revueltas (el texto oculto en una pintura, una pista en el poema de Dante) me suenan tan sosas y predecibles que el libro es simplemente una carrera por Florencia describiendo lugares y cosas que me resbalan por el cerebro.
En fin, que este no es un libro que recomendaría especialmente, lo cual vendría siendo la segunda decepción en línea (la otra fue Conejo Rojo, de Clancy, pero eso es otra historia y será contada en otra ocasión).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada