Ir al contenido principal

Sin monitor

Ayer logré vender mi "querido" monitor HP de 18.5 pulgadas. Pagué por el un precio bastante alto, y cumplió con su función bastante bien, salvo en el aspecto de la resolución vertical. Ya 768 es insuficiente y se nota en todo, en especial, cuando juegas DOTA. Me costó muchísimo venderlo, y tuve que darlo a un precio muy inferior al de compra.
Lo jodido del caso es que me está costando encontrar un reemplazo. Por si no lo sabían, acá no hay mercados de piezas: compras con la gente en la calle, que depende de lo que otros traigan de Venezuela, USA, etc. En la Habana los precios son bajos, pero acá en Santiago las cosas cambian. Propuestas no me han faltado, pero han sido monitores de 19 pulgadas que adolecen del mismo defecto: su resolución recomendada es 1366x768.
Hay mejores ofertas, pero mi presupuesto no me permite comprar un display de 23 pulgadas (ojalá pudiera), hay que pensar en otras cosas que necesito, como memoria RAM, una tarjeta de video alternativa, un reemplazo para la fuente rota... De momento, tengo que armarme de paciencia, porque el que compra apurado, siempre paga de más.

Comentarios