Ir al contenido principal

Nauta Hogar, este es el internet para los cubanos

Al fin ETECSA, la empresa que controla las comunicaciones en Cuba, ha presentado los planes de acceso a internet desde las casas. Todo coincide casi a la perfección con un documento filtrado hace unos tres años, que se apresuraron a  desmentir, diciendo que era solo un material de estudio o algo así.
Se circuló una infografía, que luego fue corregida, pues el plan más barato ofrecía ADLS a 128 kbps. Por suerte, una oportuna marcha atrás corrió los precios y velocidades,  ahora el mínimo es 256 kbps, aproximadamente a $15 dólares mensuales, 512 por $30 (o 50, no me queda claro), 1 mbps por $50 o $70 y 2 mbps por $115. Hay que esperar  a que definan con precisión los precios, porque ahora misme me he hecho un lío. Lo más patético no son las velocidades prehistóricas, sino que los planes son de 30 horas mensuales. Las horas adicionales hay que comprarlas a $1.50.
Para darles una idea de lo que se puede hacer con esas velocidades, les diré que 256kbps es lo que tengo ahora en la oficina (compartida entre una docena de personas). Pero suponiendo que tenga esos 256 kbps para mí, podría utilizar Facebook casi sin problemas. Se puede utilizar Imo, el messenger de moda en Cuba para hacer llamadas VoIP. Twitter se toma lo suyo, pero carga y funciona. Es posible jugar WoW, o Champions of Regnum, aunque con cierta latencia de 120 o más milisegundos, DOTA tengo entendido  que no funciona con latencias superiores a 100 ms. Google Plus no funciona correctamente a esa velocidad, casi nunca puedo comentar, ni votar los posts. Gmail funciona, e incluso es posible usar el messenger integrado.
Youtube funciona, si te sientas a esperar que los videos carguen, eso sí, a una calidad pésima. Si es un videotutorial de código no entenderás nada porque las letras serían una mancha borrosa. Yo suelo descargar los videos y guardarlos, con el consiguiente consumo de espacio en disco duro. Y después los españoles se quejan de que su internet es la más lenta de Europa. Vengan a Cuba y luchen con 256 (compartido entre varios, detrás de un cortafuego que limita casi todo) y luego hablaremos de lentitud.
No tengo experiencia con velocidades mayores, pero me atrevo a afirmar que la internet moderna no está pensada para menos de 1 mbps.
Y como les decía, solo 30 horas. Con 256 y 30 horas haces muy poco. Por lo general, cuando investigo acera de un tema, me toma no menos de media hora analizar los resultados, leer y depurar, hasta quedarme con lo que considero más adecuado. Si son videos, como dije, toca ponerlos en la cola de descarga para la noche esperar al día siguiente. Lo mínimo que un especialista necesita son 3 horas diarias para investigación. Básicamente, los planes está orientados a la gente que solo quiere conectarse un rato por la noche y hablar con la familia. Los que necesitamos internet para estudiar, estamos muy jodidos.
Para poner todo esto en contexto, hay que aclarar que mi salario, que no es malo, es de unos $35 dólares mensuales. O sea, que podría pagar internet si dejara de comer. Y si tuviera un teléfono fijo, porque ese es otro de los requerimientos. ETECSA hace años que no da números nuevos, recién ahora se está hablando de instalar 14 mil nuevas líneas, en todo el país.
Todo esto era de esperarse. Hay que considerar que Cuba sale por un cable a través de Venezuela, y para empezar, los venezolanos se quejan de que su propio servicio de internet es el peor de América del Sur, porque ya está saturado. La buena noticia es que ETECSA dice que los precios bajarán "pronto". O sea, que quizás en un par de años yo pueda tener internet en casa. Creo que esperaré sentado, por si acaso.

Comentarios