Ir al contenido principal

El discípulo más fuerte del mundo

Aunque usualmente dejo caer algunas cosas aquí acerca de Naruto, no es el único anime que sigo. Ayer terminé de ver Kenichi, una serie que me atrapó desde el mismo primer capítulo.
Shirahama Kenichi es un estudiante debilucho del que todos abusan. En busca de un maestro que le enseñe artes marciales va a parar al Dojo Ryouzanpaku, donde hallará no uno, sino seis increíbles artistas marciales que lo someterán a un infernal entrenamiento.
Para proteger a sus amigos Kenichi se verá obligado a enfrentarse al Ragnarok, el grupo de abusadores más fuerte de la ciudad, y en especial a sus líderes: los Ocho Puños. Sin embargo, Kenichi cambiará a todos los que se enfrenten a él, no sólo con sus artes de combate, si no también con sus principios y su forma de pensar.
En fin, una serie que no deberían dejar de ver, solo 50 capítulos que se van como nada. Aunque he de decir que no aporta nada nuevo al género, más bien se apega al patrón tradicional chico mediocre/genio que se esfuerza un montón para hacerse fuerte, salpicada con los consabidos mensajes: protege a tus amigos, solo eres fuerte cuando proteges a tus amigos, ama a tus amigos no importa lo malos que sean, no importa que seas un mediocre porque el esfuerzo lo es todo.
Sin embargo no creo que ustedes vean anime para hacer de crítico cinematográfico, así que a disfrutarla, que de verdad lo vale.

Comentarios

  1. TENES RAZON YO LA VI RECIEN Y ESTA EBUENA, COMO DECIS DESDE EL 1ER CAP TE ATRAPA, LA RECOMIENDO

    ResponderEliminar
  2. ammm no se pero prefiero ver el manga es 100 veses mejor XD

    ResponderEliminar
  3. Yo quisiera leerme le manga, tendré que hacer un tiempo para rastrearlo y ponerme al día.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario