Ir al contenido principal

Adiós a Steve Jobs

La sorpresa me golpeó tan fuerte que por unos segundos no podía creerlo. Depués me llegó el convencimiento de que sí, era una realidad. Aunque no comparta la filosofía de los productos Apple, no dejo de reconocer el papel de Jobs en la historia de la tecnología moderna. Tal vez sin Mac OS no hubiéramos tenido Windows. Tal vez sin iPhone no hubiéramos tenido Android. Quién sabe cómo hubiese sido una realidad alternativa sin Steve Jobs.
Se ha ido uno de los genios de nuestra generación, y por desgracia se ha ido temprano. Esperemos que en su lugar la vida, el destino, el azar, Dios o lo que sea, haya hecho nacer otro genio que en el futuro, cambie la forma de ver la vida de las generaciones por venir.

Comentarios