Ir al contenido principal

LG 3D

Hace algunos días un amigo me mostró su última adquisición: un teléfono LG con pantalla 3D. Sobra decir que no estaba muy contento con haber abandonado su Samsung Galaxy. En general yo tampoco quedé muy conforme con el efecto 3D de esta pantalla: a ratos no se nota, en otras ocasiones es exagerado y molesto de ver y muy pocas veces es discreto y efectivo. Me recordaba una de esas postales soviéticas tridimensionales de los años 80.
Así que por mi parte, no le recomendaría este teléfono a nadie, a menos que pienses evitar el 3D todo el tiempo. Creo que sería mejor invertir el dinero en algún Galaxy o iPhone, o quizás hasta en un LG Android.

Comentarios