Ir al contenido principal

He visto Sky Hunter, la copia china de Top Gun

Para ser justos, copiar a Top Gun lo han hecho todos, desde los coreanos hasta los iraníes, y si no recuerdo mal los chinos lo han hecho ya dos veces. por copiar, Sky Hunter copia hasta la escena del vuelo invertido sobre un avión de vigilancia norteamericano, y uno de los personajes le dice al otro: “Eso que hiciste me recuerda una película”.
Para ir al grano, el filme tiene un guión bastante sencillo, dos amigos pilotos, uno de ellos es enviado a una escuela secreta de lo más mejor de lo mejor, el otro consigue una misión en un país de mierda llamado Mahbu donde el idioma nativo parece ser el inglés con acento eslavo. Allí los chinos tienen un pequeño grupo de ayuda y el protagonista que sobra da clases de pilotaje. Y hete aquí que, como no podía ser de otra forma, una facción terrorista, que es más o menos una copia china de los terroristas musulmanes, con un acento aún peor, secuestra a los chinos. El primer intento por rescatarlos fracasa, porque parece que la Fuerza Aérea China no puede mover más de dos aviones a la vez y el mentor del protagonista principal recibe un pepinazo que lo deja en cama y más vendado que la momia de Tutankamón, porque los terroristas, muy pillines ellos, han desplegado un SAM móvil para vigilar.
Como no podía ser de otra forma, se arma una segunda misión de rescate contra reloj, y adivinen qué: con dos aviones. Cualquiera en su sano juicio se hubiese montado una misión de supresión de defensas aéreas como dios manda, escolta de cazas para los helicópteros de rescate, apoyo de helicópteros de combate, pero no. El prota (el principal, que no sobra) se inventa un vuelo peligrosísimo a media noche entre las montañas para evadir el primer radar y luego atraer la atención del radar del SAM móvil lo suficiente como para que su punto le dispare un misil antiradiación desde el lado ciego o algo así. Pura palabrería sin sentido, pero recuerden que les dije que el guión era sencillo.
Salvo el tiroteo del final, hay muy poco que mencionar. La pelea entre cazas casi parece copiada de la batalla a flechazos dentro de Invernalia, da vergüenza ajena mirarla. El prototipo del J-20 hace una breve aparición, casi un cameo, que es lo único memorable en esta película. Eso, o una copia generada por ordenador.
Por supuesto, la película sirve para divertirse un rato, que de haberlas peores, haylas, y chinas sobre todo. Pero les advierto que hay que dejarse el cerebro en la gaveta antes de verla.

Comentarios